Sala de Prensa

Astrame manifiesta su indignación por el rechazo del Grupo Popular en el Congreso de Diputados a la supresión del tacógrafo en Menorca

19/03/2013

Tras el debate sobre el Estado de la Nación, celebrado en el Congreso de los Diputados, por parte de los representantes de Coalición Canaria se presentó una propuesta tendente a la supresión del uso del tacógrafo en los vehículos de transporte en las Islas Canarias, lo cual hubiera beneficiado a las islas menores de Baleares. Esa propuesta fue rechazada por los diputados del Partido Popular. Entre ellos los diputados del citado partido de las Baleares.

Por ese motivo, la Asociación de Empresas de Transportes de Menorca, ASTRAME, ha manifestado su indignación por la postura contraria de los diputados del PP de Baleares,  que incumple su compromiso con los transportistas de las islas menores de apoyar la supresión del uso del tacógrafo en esos territorios insulares. Dicha protesta se le puso de manifiesto personalmente al diputado por el PP de Menorca, Juan Carlos Grau, en una reunión que mantuvo con la Junta Directiva de la Asociación el pasado viernes. El descontento y la decepción con la posición del Diputado Grau son mayúsculos ya que desde la patronal se le había manifestado reiteradamente la necesidad de eximir a las islas menores del uso del tacógrafo y este se había comprometido personalmente en apoyar esta posición.

Cabe recordar que la normativa de la Unión Europea prevé la exención en el uso del tacógrafo en aquellos territorios insulares de menos de 2.300 kilómetros cuadrados. Menorca, apenas tiene 700 km2. Al respecto, la casi totalidad de los estados de la Unión Europea mantienen esa exención en sus territorios insulares. Entre ellos, los países que por su proximidad compiten con las empresas menorquinas, como son Italia, Grecia o Portugal.

El Estado español en el año 2009 modificó la normativa europea y rebajó el límite de 2.300 km2 a 250 km2. Con lo que Menorca, al igual que la mayoría de las islas españolas, quedó sujeta al uso del tacógrafo. Esta obligación ha supuesto para las empresas de transporte una importante carga burocrática y económica, además de un claro descenso de la productividad, que no se ha visto justificada por una mejora en las condiciones de seguridad vial.

En ese sentido, ya en el año 2011, en anterior Gobierno socialista promovió una modificación de la normativa para retornar al límite exento de 2.300 km2, en cuyo proyecto se mencionaba textualmente “la aplicación de estas modificaciones (haciendo referencia a la modificación de 250 km2) no han dado resultados positivos en términos de seguridad ni han tenido consecuencias favorables en otros ámbitos”. Este borrador de Proyecto de Real Decreto se emitió con fecha 25 de mayo de 2011. Esta modificación no pudo ser aprobada definitivamente al cesar el anterior gobierno de forma anticipada.

La posición de eliminar el uso del tacógrafo en Menorca ha sido manifestada por múltiples  colectivos y organismos. Entre ellos el Comité Nacional del Transporte, el Comité Balear de Transportes y el Consell Insular de Menorca. También, casi doscientos conductores profesionales de Menorca suscribieron en el año 2010 una solicitud para la exención del tacógrafo. Por lo que desde ASTRAME no se entiende que ahora el Partido Popular, que cuando estaba en la oposición mantuvo su postura favorable a la desaparición del tacógrafo en las islas de menos de 2.300 km2, ahora vote en contra a una resolución que propugna esta desaparición. A este respecto cabe indicar que con fecha 23 de abril de 2010 el PP presentó al Congreso de los Diputados una Proposición no de Ley para su debate en la Comisión de Fomento, firmada por la entonces portavoz del PP en el Congreso, hoy Vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría.

Compartir:
Archivo de noticias
2020 (9)
Top